Los extraterrestres ya lo saben

El león volador
Fuera de la tierra están puestos en temas de actualidad (A.V.D.)

16 de Mayo.- Querida Ainara: este domingo pasado, en una heladería, escuché cómo una señora austriaca le contaba a una amiga, moviendo la cabeza, que está fuera de toda duda que, antes de que acabe el año, entre uno y dos países (sic) saldrían de la zona euro y que estaba claro que serían España y Grecia. Pegué la oreja, y así supe que a ella se lo habían contado en una conferencia de un grupo que ella frecuenta. Estaba claro que la señora pensaba que la información era de buena tinta.

Del curso subsiguiente de la conversación deduje que los conferenciantes están convencidos de recibir estos mensajes sobre temas de actualidad directamente de civilizaciones extraterrestres.

Según la señora, nuestros amigos de fuera del planeta Tierra llevan prediciendo el finde (los tiempos) desde hace la intememerata, así que la resignada vienesa que sorbía su helado de chocolate estaba curada de todos los espantos. Ella lo traducía todo al lenguaje de los alienígenas y, justo cuando yo estaba pensando que a mí lo de la salida de Grecia del Euro me la refanfinflaba (sinceramente) pero que a mi España por Dios que no me la tocaran (más que nada porque tengo parientes ahí abajo), la señora se encogió de hombros y le explicó a su amiga “que estaba programado para que se acelerase el fin del mundo” y que “íbamos a abandonar esta existencia terrenal de manera masiva” (en plata: que íbamos a caer como chinches) y que, el día menos pensado “el salvador vendría en su nave cósmica y que los que sobrevivieran al cataclismo iban a ser mazo de felices” en un mundo “en el que el parné no tendría importancia” y la tecnología “nos haría a todos buenos los unos con los otros”.

Nada nuevo bajo el sol, vaya. Yo, ni quito ni pongo, pero lo del tralará de la segunda venida y el finde (los tiempos) para mañana lunes por la tarde, lo llevamos escuchando desde que el hombre pudo emitir algo más sofisticado que un gruñido. El mismo Jesucristo y sus apóstoles por medio de él tenían por seguro que, ya en su tiempo, la venida de Paco con la rebaja era inminente , y mira: el angelico palmó en la cruz y lleva dosmil y pico años sentado a la derecha de su padre mirando el reloj de vez en cuando, mientras los cuatro jinetes le dan algarrobas a los caballos para entretener la espera.

En resumen: que al hombre (y a los extraterrestres, por lo visto) siempre le parece que se ha alcanzado ese punto sin retorno a partir del cual todo puede irse a tomar por saco en cualquier momento. Pero Ainara: el hombre es un bicho malo y, como tal, es inmortal.

Te escribo esto a ti, que ya sabrás cómo acaba la historia, pero se lo escribo también a otra gente (española, en particular) con la que me hablo y me escribo, y que están de los nervios por las acciones, la bolsa, la prima de riesgo. Aunque la cosa fuera mal, que es deseable que no vaya, porque tampoco pienses que soy masoca ni nada, todos nos acostumbramos a todo con más o menos esfuerzo y, mientras haya vida, barajaremos con lo que venga.

En estos tiempos de mudanza (eso y no otra cosa son las crisis) es fácil caer en el miedo y en la histeria.

Que no te pase a ti. Tú, impávida: como la señora.

Besos de tu tío.

Articulo publicado en Cada miercoles, escribeme una carta con las etiquetas: , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Un comentario a Los extraterrestres ya lo saben

  1. Amelche dice:

    ¡Lo que nos faltaba ya, que hasta los extraterrestres se nos pongan en contra! Si estamos aquí pensando si sacamos todos los ahorros y los metemos bajo un almendro o nos los gastamos directamente y así, por lo menos, los disfrutamos y luego, que nos quiten lo bailado, como para que encima vengan los extraterrestres también a querer sacar tajada… 🙂

Responder a Amelche Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.