El 42% piensa que, después de todo, el nazismo no estuvo tan mal

oesterreich_anschlussTal día como hoy, hace 75 años, empezó uno de los periodos más oscuros de la historia de Austria. Una encuesta del diario Standard revela cómo es la relación de los austriacos modernos con este tramo de su historia reciente.

Archivo Viena Directo

11 de Marzo.- En el momento en que este texto se publica, se cumplen 75 años del discurso del canciller Schusnig, que marcó el principio del Anschluss o anexión de Austria a la Alemania nazi. Un hecho histórico que, me temo, dejó al país dividido en dos para siempre. Porque, si bien muchos austriacos piensan de corazón que Austria fue “la primera víctima de los nazis”, lo cierto es que, en aquel momento, hubo muchos habitantes del país que saludaron con alegría la llegada del tito Adolfo en su Mercedes Benz blindado.

Aún hoy, el Anschluss es un hecho histórico que suscita una honda controversia y podría parecer que el pasatiempo favorito de algunos austriacos es llamarse nazis o rojazos mutuamente. En fin: para mis lectores españoles, nada nuevo bajo el sol.

El periódico austriaco Der Standard ha hecho una encuesta con unos resultados que son un reflejo de este estado de opinión. La primera pregunta ha sido ¿Si los nazis se presentaran hoy a unas elecciones libres, cree usted que tendrían apoyo suficiente? Un 54 por ciento de los encuestados ha dado una respuesta positiva. Paradójicamente, la mayoría de ellos son votantes de izquierda. El 46 por ciento que piensa que los nazis, de presentar un candidato con bigotillo, no tendrían ningún tipo de posibilidad se confiesan votantes del Partido Popular austriaco y de Stronach. En cuanto a la ley que prohibe, entre otras cosas, la difusión de las ideas nazis, un 37 por ciento de los encuestados piensa que es de chichinabo. Un cincuenta por ciento opina que está fenomenal y a un 13 por ciento les parece que debería ser menos estricta.

Curiosos son también los resultados de otra pregunta: cuestionados sobre si les gustaria “un hombre fuerte” (con o sin bigotillo) en la cúspide del Estado austriaco, un 61 por ciento de los encuestados piensan “de que sí”. El único sector de votantes que rechaza esta opción son los verdes. Claro está que la mayoría de las respuestas afirmativas vienen de personas mayores.

Asimismo, un 57 por ciento de los encuestados (aplastante mayoría de votantes del FPÖ) piensa que el Estado debería arbitrar medidas para que los servicios públicos fueran prioritariamente “para el propio pueblo” (eigenes Volk).

Más números: un 42 por ciento piensa que, bajo Hitler, la cosa no estuvo tan mal del todo, mientras que un 57 por ciento piensa que el reinado del terror nazi fue horrible. Lo inquietante de este dato es que de ese 42 por ciento muchos son jóvenes.

La encuesta sigue con la cuestión judía. A la pregunta de si una persecución como la de los años treinta sería posible en la Austria de hoy en día, solo un doce por ciento de los encuestados piensa que una salvajada semejante sería imposible. Más de la mitad de las personas preguntadas al respecto piensan que una persecución como la de los treinta volvería a ser posible.

Preguntados sobre si los austriacos han hecho lo posible por digerir el periodo de la dominación nazi (y, por lo tanto, si después de la guerra se hizo una desnazificación efectiva) los encuestados opinan, en aplastante mayoría, que ese trabajo se hizo a conciencia. Sólo un 39 por ciento piensan que debería hacerse más al respecto para que las nuevas generaciones no se olviden. Esta diferencia se explica quizá no porque los austriacos pasen mucho de su historia sino porque, quizá, como en el caso de España, uno de los géneros favoritos de la cinematografía de EPR (y con el que se da la turra con más frecuencia) es el nazismo.

La realidad, en algunos casos, parece desmentir un poco este idílico panorama. Para demostrarlo, la historia que contaremos mañana.

El artículo del Standard del que están sacados los números de este artículo, puede consultarse aquí.

¿Te ha gustado este post? ¿Quieres enterarte antes que nadie de lo que pasa en Viena Directo?¡Síguenos en Facebook!

Articulo publicado en Política/Economía. Guarda el enlace permanente.

2 Responses to El 42% piensa que, después de todo, el nazismo no estuvo tan mal

  1. Javi dice:

    No se a que sera debido, pero en Carintia, provincia hasta nada famosa por votar a quien votaban, todavia les duele mucho la inactividad del resto de Austria cuando el famoso referendum para ver si se unian a Austria o a Eslovenia. Si a ello le sumas el hecho de que, si no me equivoco, fue el unico territorio con acciones de guerra bien pasado el final oficial de la segunda guerra mundial (escaramuzas de comandos paramilitares eslovenos en las zonas bilingues de Carintia), entonces, aunque no lo comparta y pueda proporcionar mil razones mas en contra, al menos puedo ver la direccion logica del votar a quien votaban y todavia votan (naturalmente factorizando tambien el hecho de ser poblacion envejecida y mayoritariamente rural).

  2. DAVID SORIANO dice:

    Buenas Paco,

    échale un vistazo a este artículo del http://www.mundo.es creo que está bastante relacionado con lo que expones:

    http://www.elmundo.es/elmundo/2013/03/11/cultura/1362993305.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.