Los nuevos ministros austriacos

hombre leyendo un periódicoSebastian Kurz no es el único que ha recibido por navidad un coche oficial. Hoy, en VD hacemos un desglose de las nuevas caras del nuevo-viejo Gobierno.

13 de Diciembre.- Ayer informábamos de que Austria tiene un nuevo Gobierno. Como no podía ser de otra manera al ser producto de la coalición de los dos partidos (de siempre) el nuevo Gobierno austriaco es una mezcla de caras nuevas con otras ya conocidas. Las caras nuevas, la verdad, han sido recibidas con un poquito de perplejidad, cuando no con franco cachondeo, como ha sucedido con el nombramiento de Sebastian Kurz (Sebastianico el Corto) para Ministro de Asuntos Exteriores de EPR. En las redes sociales, en los foros de los periódicos, muchos se lamentaban y añoraban aquellos tiempos en que la diplomacia vienesa era una referencia mundial en enconados procesos de paz o en olímpicas instancias mundiales y argumentaban que, con un pipiolo como Kurz, Esta Pequeña República sería, con perdón, el último pedo que cagó Chicago.

¿Tendrán razón? Eso solo el tiempo lo dirá.

Repasemos ahora a los nuevos ministros austriacos.

Por el Partido Popular:

Nueva ministra de Familia y Juventud (lo cual, tratándose del Partido Popular, probablemente será Ministra de –sagrada- Familia y Juventud), Sra. Sophie Karmasin. El Ministerio de Familia y Juventud es de nueva creación y ha pillado a muchos por sorpresa. La Sra. Karmasin, como suele suceder en las filas conservadoras, es hija de su padre, el prominente sociólogo Fritz Karmasin y, como tal, como socióloga y consultora ha ejercido su hija hasa ahora. Entre otras empresas, la ORF se ha beneficiado de las doctas opiniones de Frau Karmasin durante estas elecciones. Ella ha sido una de las personas que ha analizado los porqués y los cómos de los flujos de sufragios entre unos partidos y otros. A pesar de su aspecto juvenil y muy modosito, Karmasin tiene 46 años y se la considera una de los talentos emergentes de su partido.

Ministro de Medio Ambiente, Sr. Andrä Rupprechter. Rupprechter es, según los que están en la pomada, un candidato de consenso. Hacía falta un ministro de Tirol (¿Por qué? Misterios de la política) y, tras rechazar a varios candidatos, entre ellos Werner Wutscher, un alto cargo de la multinacional alimentaria Rewe (propietaria de Billa, entre otras) se acordó que el mejor hombre disponible para esta cartera era (era) Herr Rupprechter. Hasta ahora, Rupprechter ha sido representante de Austria en una instancia europea.

Ministro de Justicia: Sr. Wolfgang Brandstetter. Este tiene su miga. Brandstetter pasa por ser un abogado muy respetado. De hecho, entre los que están en el ajo de los rumores, se dice que el nombramiento de Brandstetter para la cartera de Justicia es una señal de agradecimiento a la defensa que hizo del canciller Sr. Faymann, en un caso de presunto trapicheo y corrupción conocido como el Escándalo de los Anuncios. El nombramiento de Brandstetter sigue aún abierto porque se encuentra implicado en la defensa de varias personas, entre ellas el sospechoso de haber asesinado a un embajador Kazajo (¡!). De confirmarse su nombramiento, se produciría quizá una incompatibilidad, al estar también presente Brandstetter, como abogado, en varias causas de corrupción. Al lobo le hicieron mayoral de ovejas, vaya.

Por el Partido Socialista:

Ministro de la Presidencia (o, más propiamente de “la cancillería”). Al recibir este ministerio, el Sr. Ostermayer se convierte en alguien bastante poderoso, porque controla la imagen pública del nuevo Gobierno.

Permanecen en el Ejecutivo Austriaco. Por el ÖVP, el vicecanciller Michael Spindelegger, que deja la cartera de Exteriores y se mete a las finanzas. La Ministra del Interior, Johanna Mikl Leitner y el Ministro de Economía, Reinhold Mitterlehner (la Ministra de Finanzas, Maria Fekter, es uno de los nombres que se caen: adios, con el corazón que con el alma no puedo).

Por el Partido Popular: permanece Rudolf Hundstorfer como ministro de los Social (Sozialminister), la ministra de educación, Heinisch-hosek, para seguir lidiando con los profesores. También repite Bures, la ministra de infraestructuras y el ministro de sanidad, Alois Stöger. Por último, el Ministro de Defensa, Gerald Klug, también es confirmado en su cargo.

Articulo publicado en Política/Economía con las etiquetas: , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.