En pausa por enfermedad

TermometroAl borde del lecho del dolor hago un anuncio importante para los lectores de Viena Directo

28 de Enero.- En su compromiso inquebrantable por reflejar la realidad vienesa, Viena Directo tiene que reflejar lo mucho y bueno que tiene esta ciudad, pero también, pocas veces, por suerte, aquello que no está tan bien.

En estos momentos, la ciudad que el Danubio riega, en donde bailó el congreso y que fue la cuna de tantas gentes interesantes, está siendo azotada por una epidemia de gripe la cual, desafortunadamente, ha hincado sus dientes de fiebre alta y dolores musculares en el redactor principal (y casi único) de este blog.

Así pues, quizá el ritmo de publicación diario de Viena Directo se haga un poco más discontínuo hasta que me encuentre un poquito mejor (lo cual espero que sea muy pronto).

Siento doblemente faltar a mi cita. Primero, por mis lectores y luego, como es natural, por mí mismo, que estoy hecho unos zorros.

Me vuelvo a la cama, queridas y queridos. Pronto (espero) tendréis noticias mías otra vez.

PS: No me mandéis flores ni bombones, que engordan (los bombones). Si de verdad me queréis hacer un regalo para endulzarme la convalecencia, dadle al «me gusta» en la página de Facebook. No tenéis más que pinchar aquí.

Articulo publicado en Autobombo. Guarda el enlace permanente.

5 Responses to En pausa por enfermedad

  1. Marilyn Diaz dice:

    Descanso, un buen caldo y a beber mucha agua!! Te echaremos en falta pero no te preocupes que te vamos a estar esperando.

  2. Carlos Guerrero dice:

    ¡Que te mejores joven!

  3. sandra dice:

    Que los virus desalojen tu cuerpo lo antes posible :-).No sólo Viena,Tenerife azotada por la gripe según informaciones de mi madre 🙂 y yo te aseguro que aquí en Innsbruck esquian también los virus.Así que tenemos un balile de mocos mundial.Un abrazo,yo te envío un Knödel tirolés.

  4. victoria dice:

    Cuidate mucho, y ojalá te pongas pronto bien y puedas seguir contándonos montones de cosas estupendas (o no tanto). Desde la fría, dura y neblinosa (también) estepa castellana, un abrazo muy fuerte.

  5. Uno que comparte vocación dice:

    Ich hoffe auf Deine rasche und baldige Genesung.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.