Un ordenador para cada alumno en Austria

Buenas noticias : a partir del curso 2021/2022 todos los alumnos dispondrán de un ordenador portátil.

17 de Mayo.- El Gobierno austriaco, que lleva tres días ya reunido para concretar medidas que ayuden al país a sobrellevar la crisis del coronavirus ha anunciado hoy una nueva derrama presupuestaria.

En concreto 200 millones de Euros, que se gastarán de aquí a 2022 en un plan de ocho puntos para digitalizar la escuela austriaca y cuyo punto principal será dotar a todos los alumnos de su correspondiente ordenador portátil (para que, en caso de que haya que volver a estudiar desde casa, ningún crío se quede atrás, como ha pasado estos meses debido a las prisas).

Jargüer y Sofgüer

Según ha dicho el ministro « más largo” del Gobierno, Sr. Fassmann (el “barrilero”) el objetivo es que los cuadernos y los libros de papel se queden más anticuados que los plumines, los tinteros de porcelana y los ábacos. También que los padres reciban un sms en su teléfono (eso sí que es una antigüedad, con lo extendido que está el guasap) cuando sus críos no aparezcan por la escuela. Y junto con el « jargüer » también va a haber nuevo « sofgüer ». El Minsterio va a desarrollar programas informáticos para fomentar el aprendizaje de las criaturas, y va a crear un sello para certificar la calidad de las mismas.

Internet rápida y güifi

También se va a invertir en infraestructuras. No solo se va a invertir en que todas las escuelas tengan internet rápida por fibra óptica, sino también que tengan internet inalámbrica, para que los chicos puedan mirar instagram sin…Ah, no, que no es eso. Para que puedan aprender matemáticas sin tener miedo a que no les cargue la página (en estos momentos, solo el 55% de las escuelas austriacas tienen « güifi »).

« Sin encambio », como dijo el clásico, no será todo gratis total. Al objeto de no acostumbrar a la gente a la cultura del subsidio, se pedirá a los padres un módico estipendio por los terminales que se les den a sus críos (cuídalo, Hansi, que me ha costao un güevo de la cara) y todos los ordenadores dentro de la misma escuela deberán ser, en lo posible, de la misma marca y modelo, para que no haya jaleos en las eventuales reparaciones. La cuantía de este estipendio no está fijada aún, pero el Sr. Ministro ha asegurado que todos los padres podrán permitirse que sus críos aprendan de los senos, los cosenos y el teorema de Pintagorras digooo, de Pitágoras, sin ningún problema.

La Ministra Schramböck, que también estaba en la comparecencia, ha remarcado la importancia de la digitalización en el mundo moderno.

Articulo publicado en Política/Economía. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.