El atasco del siglo en la frontera con Eslovenia

La vacuna será más lenta de lo que todo el mundo espera – el atascazo del siglo – los abogados austriacos quieren una amnistía

23 de Agosto.- Muy buenas tardes y bienvenidos todos a una nueva edición de Viena Directo, con todas las noticias disponibles a propósito de la pandemia del coronavirus en Austria y su evolución.

A partir de hoy, volveré a decir de nuevo las cifras de nuevos contagiados una vez al día. Como ya saben los lectores, además, el amabilísimo y sapientísimo Juan Vázquez, además, va a publicar cada sábado un informe en el que dará detalles de la evolución de la pandemia en Austria desde un punto de vista estadístico.

Así pues, hoy, según datos del Ministerio de Sanidad austriaco han sido notificados 191 nuevos positivos en Austria, repartidos como sigue: Burgenland (1), Carintia (6), Baja Austria (24) Alta Austria (27) Salzburgo (2), Estiria (6), Tirol (24), Vorarlberg (2) y Viena (99).

Estos 191 casos representan un cierto descenso con respecto a las cifras de esta útima semana, durante la cual hemos tenido varios días en los que se han superado los trescientos nuevos positivos. Sin embargo hay que tener en cuenta que normalmente en los fines de semana se hacen menos tests.

Probablemente, mañana tendremos también pocos positivos (o relativamente pocos) y en las 24 horas del lunes al martes con toda probabilidad los casos volverán a subir.

Actualmente, han muerto en Austria 732 personas a causa de la CoVid-19 (3 aviones Boeing 787) y se han curado 21.558.

En estos momentos, hay oficialmente 2963 personas que están infectadas.

23 personas se encuentran en estos momentos gravemente enfermas de la CoVid -19 en cuidados intensivos, lo cual representa un incremento de una persona con respecto al día de ayer.

La vacuna

En los últimos días hemos hablado con bastante frecuencia de la vacuna del coronavirus. Como sabemos, hay varios proyectos en marcha, de los cuales los que más suenan son los de la farmacéutica china CanSino y, naturalmente, el ruso.

En la consecución de una vacuna contra la CoVid-19 se cifran las esperanzas mundiales de ponerle a la pandemia un final feliz (o moderadamente feliz). Lo cierto es que no parece que antes de finales de este año o del verano que viene vaya a ser posible que esto suceda y, como ya han dicho varias personas con muchísimo conocimiento de causa, es poco probable que la pandemia termine a la vez en todo el mundo, sino que primero habrá vacuna para los habitantes de los países ricos (porque van a ser los que van a poder pagar más rápidamente por la sustancia en cuestión) y poco a poco la cura (o la prevención) llegará a los países menos favorecidos del planeta.

Pero ¿A qué ritmo?

A estos efectos, me gustaría hablar hoy de una noticia que ha aparecido hoy en los medios austriacos.

Las autoridades sanitarias de la Federación Rusa han hablado (sacando pecho, como siempre) de que estarían en condiciones de producir seis millones de dosis de su vacuna al mes. Se empezará con una producción de un millón y medio de dosis al mes.

Seamos optimistas y supongamos que la Sputnik es la buena, o sea, que la vacuna rusa resulta segura y que crea una inmunidad a largo plazo. Según parece, además, habría que ponerse dos dosis para que resultase efectiva (eso ha sido lo que, según parece, se ha puesto la hija de Putin -con perdón-).

Esto significa que para producir vacunas para la población de Austria (harían falta 16 millones de dosis) se necesitarían casi tres meses. O sea, que la cosa, queridos amiguitos, va a ir para largo.

Por cierto, Donald Trump, en su infatigable carrera contra el mal (ejem) ha destapado una conjura para que, según él, Estados Unidos no logre una vacuna efectiva antes de la fecha de las próximas elecciones presidenciales (3 de Noviembre). Según él, las cloacas del Estado estarían actuando para hacerle la pascua y que no pudiera apuntarse este éxito (y así, por supuesto, favorecer a la competencia, a Joe Biden).

¿Será posible esto? ¿Cómo puede ser que a un político tan probo, tan recto, tan inteligente, tan moderado, tan prudente, la vida le trate así?

El atasco del siglo

Como saben los lectores de Viena Directo, el Gobierno austriaco considera Croacia un país de riesgo y cambió hace unos días las reglas para los viajeros que vuelvan a Esta Pequeña República después de disfrutar de las playas croatas (francamente: este era un año para quedarse cada uno en su casa y Dios en la de todos, pero hay gente que, por lo visto, no puede vivir sin remojarse el porompompero en agua salda). Sigamos: el problema no han sido tanto los viajeros austriacos como aquellos europeos que, desde Eslovenia tienen que pasar a Austria de camino a sus países de residencia, como por ejemplo los holandeses.

Según las nuevas ordenanzas, estos viajeros, al llegar a la frontera con Austria tienen que firmar una declaración jurando por sus difuntos menos apolillados que van a pasar por Austria corriendo y sin pararse en ninguna parte. Parece ser que el formulario es largo y que los viajeros tienen que poner en él numerosos datos personales al objeto de que la policía tenga esta información.

Este fin de semana los viajeros alemanes y holandeses que, por supuesto, no tenían ni idea de este nuevo trámite admnistrativo, fueron sorprendidos por estas nuevas ordenanzas lo cual ha provocado un inmenso embotellamiento cuyo paso ha llegado a durar entre ocho y diez horas.

Ante la aglomeración, el presidente de Carintia, Sr. Kaiser, se ha mostrado visiblemente mosqueado, diciendo que no puede ser que, para proteger a la gente del coronavirus se haya provocado un atascazo que lo único que ha hecho es poner en peligro a las personas humanas (naturalmente, en una aglomeración de personas así es difícil guardar las distancias de seguridad).

polizei

La cuadratura del círculo y la nueva ley sobre el coronavirus

Como saben los lectores de Viena Directo, el Constitucional austriaco declaró inconstitucional la normativa que (por otra parte) parece haber protegido a Esta Pequeña República de las peores consecuencias de la pandemia.

Según los magistrados del alto tribunal la norma era demasiado general y demasiado ambigua y atentaba contra el principio de seguridad jurídica, al dejar en mano de los intérpretes y ejecutores de la ley (por ejemplo, de la policía) demasiado margen para la arbitrariedad (todo, naturalmente, en opinión de losmagistrados).

Cuando el alto tribunal austriaco se pronunció en este sentido, los casos estaban en un nivel más o menos normalito de manera que todo el mundo dijo aquello de „a buenas horas mangas verdes“ y pasó a otra cosa (bueno, las locas negacionistas y antivacunas dijeron más cosas, pero como esa gente solo dice tonterías, tampoco es cosa de ponerlas aquí). Sin embargo ¿Qué pasa si tenemos una segunda ola?

El Gobierno austriaco, como es su obligación, lleva casi todo el verano intentando cuadrar el círculo: esto es, intentando crear una norma que, por un lado, permita actuar al Gobierno en el caso de que la cosa vuelva a ponerse de color de hormiga y, por otro, que salvaguarde las libertades personales. La cosa no esta fácil.

Los abogados austriacos, a través de su colegio, han criticado lo que, según parece, son los planes del Gobierno, para confinar a la población en determinados lugares (en conexión con el famoso „semáforo“ que se pondrá en funcionamiento a partir del 4 de septiembre) o la obligación de los locales de guardar los datos de los clientes, lo cual, según ellos, atentaría contra las libertades personales.

La legislación que el Gobierno tiene en el telar también atentaría contra otras libertades fundamentales, según los abogados, como el derecho de reunión, por ejemplo.

También piden una amnistía para todas las sanciones económicas que ha originado la legislación derogada ya que, por un lado, consideran que muchas personas han pagado de manera injusta y, por otro, comprobar los casos uno por uno originaría una sobrecarga en la administración del Estado que llevaría a desviar recursos de cosas más necesarias.

Articulo publicado en Austria, coronavirus. Guarda el enlace permanente.

Un comentario a El atasco del siglo en la frontera con Eslovenia

  1. Jesús Carrete Montaña dice:

    En cuanto a capacidad de producción, los 6 millones de vacunas/mes planteados por Gamaleya se encuentran en la parte más baja del espectro. Otros candidatos con más apoyo internacional apuntan al rango de los mil millones de vacunas/año, lo cual cubriría rápidamente la totalidad de la población humana si tan siquiera un puñado de las más de 100 vacunas actualmente en desarrollo llega al mercado. Según metaestudios realizados antes de la Covid-19 ( https://doi.org/10.1371/journal.pone.0057755 ) la tasa de éxito de los proyectos de vacuna es de un 6%, lo que coloca la hipótesis de una media docena de éxitos como bastante razonable — si bien admito que extrapolar de un estudio sobre una muestra diversa a un serie de vacunas muy correlacionadas entre sí como las que se encuentran en desarrollo actualmente es poco riguroso.

    El ritmo a la que se pueda acelerar la producción dependerá mucho, al final, de exactamente qué vacunas funcionen bien, o cuáles sean capaces de probar que funcionan bien antes que la competencia. Las vacunas más «clásicas», basadas en virus debilitados, son tecnología bien conocida, mientras que las basadas en ARN mensajero, como la de Moderna o la de Pfizer, encierran todavía muchas incógnitas en lo tocante a su producción a escala global. Las que se basan en vectores virales distintos al SARS-CoV-2 a los que se ha añadido algún elemento de este se encuentran en un punto intermedio.

    Aprovecho para recomendar el «Coronavirus Vaccine Tracker» del New York Times, en https://www.nytimes.com/interactive/2020/science/coronavirus-vaccine-tracker.html , y también esta excelente introducción, técnica pero para todos los púbicos, a las distintas tecnologías de creación de vacunas que se están poniendo en práctica: https://arstechnica.com/science/2020/05/the-ars-covid-19-vaccine-primer-100-plus-in-the-works-8-in-clinical-trials/ .

Responder a Jesús Carrete Montaña Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.