360 grados alrededor de Viena

A partir de Enero de 2018 los lectores podrán disfrutar de Viena a otro nivel: como si estuvieran aquí, conmigo. La tecnología lo hace posible.

23 de Diciembre.- Hace un par de meses, mientras los técnicos (me) preparaban (para) una entrevista en la cadena de televisión en la que colaboro (Okto, Programa Latino TV) me preguntaron qué pensaba yo del futuro de los blogs y, sobre todo, cuál pensaba yo que sería la evolución del formato.

Dada mi experiencia personal, les contesté que pensaba que los blogs (o por lo menos los blogs como Viena Directo) tenían mucho futuro, porque entre el bloguero y el lector se establece una relación entrañable, muy parecida en mi opinión a la que surge entre el locutor de radio y el oyente, si mis lectores saben a lo que me refiero.

También, porque me parece que un blog, como lo era el periódico antes, es un procedimiento muy robusto para compartir opiniones y noticias. También les dije otra cosa que creo firmemente y es que, a pesar de todo lo anterior, la evolución de los blogs y de otro formatos (como el „Twiterismo“) dependerá mucho de la evolución de la tecnología.

Por poner un ejemplo que se entenderá perfectamente: cuando yo fundé Viena Directo, hace ya 11 años, nadie podía sospechar el impacto que en la difusión de las noticias tendrían Facebook o YouTube, que entonces estaban prácticamente recién nacidos. Hoy,sin embargo, no podemos imaginarnos el mundo sin las redes sociales.

Hace un par de meses también, casi al mismo tiempo de hacer tener esta conversación off the record supe que, por fin, una tecnología cuya aplicación yo había estado acariciando durante más de un año, se había hecho accesible al consumidor.

Desde que me enteré de que Google había sacado Google Cardboard, su apuesta por la realidad virtual accesible a todos, llevaba yo experimentando con mi teléfono y la nueva/vieja aplicación de la fotografía estereoscópica y la novísima de la realidad virtual.

Hace algo más de un año, cuando yo la descubrí, la aplicación solo admitía fotos y no videos en movimiento, aunque sí ver las fotos que uno había hecho con clips de sonido (de una calidad no muy allá, por cierto) para así quitarse el gusanillo.

Hace dos meses, sin embargo, supe que habían salido las primeras cámaras que graban en 360 grados destinadas al consumidor no profesional. Me faltó tiempo para ponerme a mirar modelos y, por fin, encontré una que me satisfizo en relación calidad-precio (este es un punto muy importante, porque Viena Directo lo hago sin recibir ayuda económica de ninguna instancia ni patrocinador y yo, como todo el mundo sabe, soy pobre).

Mientras investigaba, también me di cuenta que el contenido en realidad virtual disponible en Youtube o en Vimeo es, dado lo novedoso de la tecnología, tirando a cutre. La mayoría son demos y grabaciones de videojuegos. Yo, en cambio, le veía (y le veo) un enorme futuro al vídeo inmersivo en el campo periodístico, sobre todo porque permite que el espectador tenga una experiencia muy vívida de lo que uno le está contando.

Inmediatamente, surgió la idea de fundar un canal de YouTube con contenido de calidad a propósito de Viena y de Austria, cosa que parece natural dado que yo tengo no solo la experiencia, sino las ganas de llegar a mis lectores de todas las maneras posibles.

En el camino de la idea surgió otra cosa: la mayoría de mis seres queridos aquí en Austria no hablan español, o lo hablan de una manera que les permite manejarse pero no entender mensajes tan elaborados como pudiera ser un reportaje en vídeo.

Estos seres queridos míos llevan muchos años viéndome trabajar todos los días en el blog, pero nunca han podido leer los artículos y siempre me dicen „hombre, es que si escribieras en inglés…“. Naturalmente, escribir en inglés es difícil para una persona como yo, que tiene (entiendo) un estilo muy personal. Sin embargo, quizá hablar sea otra cosa.

Esta es la razón de que, tras mucho pensarlo, me haya decidido a hacerme YouTuber en inglés, de manera que todas las personas con las que me relaciono puedan también tener acceso a lo que ya disfrutan (o eso espero, por lo menos) los demás lectores de Viena Directo.

A partir del principio del año que viene, o sea, en escasos diez días, empezará 360 around Vienna. Como siempre entrevistas, reportajes y curiosidades históricas a propósito de Viena y de Austria, en Realidad Virtual y en 360 grados, con la calidad a la que ya están acostumbrados los lectores de Viena Directo, una vez a la semana (por lo menos) y en inglés. Espero que esos lectores me honren también con su confianza como espectadores (por cierto, por menos de treinta euros se pueden conseguir unas gafas de realidad virtual muy apañadas que les garantizarán el disfrute óptimo de los videos de 360 around Vienna, y si no, pueden ver los vídeos en YouTube, moviéndose por la imagen con el ratón).

Si mis lectores se suscriben a este canal de YouTube podrán disponer de los vídeos de 360 around Vienna cómodamente.

En esta página de Facebook podrán encontrar las noticias más importantes a propósito de este nuevo medio (!Gracias por darle a Me Gusta y por compartirlo!).

Y ahora, la presentación oficial:

Articulo publicado en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.