Abierto por vacaciones

Soldado austriacoHoy es el último post fresco en casi quince días. A primeros de Marzo, Viena Directo volverá con su periodicidad habitual, y su redactor (s.D.q.) morenísimo y descansado.

23 de Febrero.- La prensa de hoy viene con un artículo que no deja de tener su interés. Mis lectores españoles, sin embargo, es probable que, al leerlo, se imaginen la voz de Matías Prats (padre: sí, queridos lectores más jóvenes: Matías Prats, el de los chistes malísimos, que ya es abuelo, tuvo un padre también famoso, sobre todo porque era una de las voces más conocidas del No-Do).

Resulta que hoy se han hecho públicos los datos a propósito de la caja de reclutas de la quinta del 98 (cómo pasa el tiempo), que es la que va a perder un año de su vida haciendo la mili en este curso (bueno, lo perderán los de la mili, los otros harán un bien a sus semejantes a través del servicio civil). A lo que iba: pues resulta que, de todos los hombres jóvenes llamados este año a filas son los vieneses los que más porcentaje dan de no aptos para el servicio (militar o el otro). El contraste lo ponen los mozos de Vorarlberg, se conoce que porque el aire de la montaña y la frecuente actividad física (súbete al prado a darle de comer al ganao, bájate al llano a cortar leña) hacen que los muchachos estén más en forma y puedan soportar mejor los estropicios que todo joven se causa a través del tintorro de garrafón y los cigarros.

Mientras que en la capital el porcentaje de reclutas con algún desperfecto es del 28% en Vorarlberg la marca es de un 20%. La media nacional de varones averiados es de un 24% (lo que viene siendo un ni pa ti ni pa mí).

En fin: de esto podría deducirse que el estilo de vida que llevamos en la que pasa por ser la urbe con más calidad de ídem del mundo no es el más adecuado para conservar la salud y que, quizá por eso, haya que abandonar esta bonita (aunque engañosamente sana) ciudad de cuando en cuando, al objeto de reponer fuerzas y poder enfrentarse al estrés, a los humos de los coches y a eso que, en la tontolengua empresarial que nos aflije se llaman „challenges“ con renovadas fuerzas, con glóbulos blancos lavados con Perlán y con los rojos convenientemente forrados de hemoglobina.

Por eso, como ya anuncié en su momento, me voy de vacaciones unos días (algo más de diez) a un lugar sin ordenadores (vamos: los hay, pero yo no me llevo el mío). Me llevo papel y bolígrafos, porque yo soy un hombre que sin escribir no sé vivir y mis cámaras de fotos.

Viena Directo, como ya ha sucedido otras veces estará en servicios mínimos hasta el día 7 y el ocho tendrán mis lectores -de nuevo- su ración diaria de aventuras vienesas (como ya anuncié, si Dios quiere, recuperaremos el ritmo normal de publicación).

Para ir calentando motores y para que aquellos lectores que así lo deseen encuentren remedio a su síndrome de abstinencia, he dejado programados unos cuantos posts antiguos pero hermosos, por los que podrán enterarse de muchas cosas curiosas y de algunas entretelas de las relaciones de nosotros, los inmigrantes, con ellos, los aborígenes.

El día 8 de Marzo (día, por cierto, de la mujer trabajadora) si no pasa ningún percance nos reencontraremos en este espacio.

Para amenizar la despedida, aquí les dejo a todos mi última participación en el programa Latino TV, explicando lo que es la Morgengabe, costumbre o tradición casi tan digna de ser contada por Matías Prats (padre) como la mili.

Articulo publicado en Austria. Guarda el enlace permanente.

2 Responses to Abierto por vacaciones

  1. Anselmo dice:

    Me temo que tienes una idea equivocada sobre la importancia de la Mili. ¿ Qué tal si Austria fuese invadida por una potencia vecina?

  2. Alejabdra dice:

    El 8 de marzo es mi cumpleaños, por favor señor escriba algo bonito para las mujeres porque será el día internacional delas mujeres y me hace mucha ilusión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.